Djokovic es la alternativa

Djokovic es la alternativa


Novak Djokovic es el campeón de la 96ª edición del Open de Australia. El serbio, que doblegó en la final a la revelación gala, Jo-Wilfred Tsonga por un marcador global de 4-6, 6-4, 6-3 y 7-6 (2) en tres horas y cinco minutos de juego, toma el relevo del suizo Roger Federer en el palmarés masculino del torneo, y se confirma como una alternativa muy a tener en cuenta en el circuito ATP, donde se afianza en el tercer escalón y , con 20 años, apunta alto.

Djokovic y Tsonga se habían plantado en la final con la vitola de haber sido las sorpresas de semifinales tras doblegar a Federer y Nadal respectivamente. Sólo el serbio había jugado la final de un ‘grande’ y eso se notó en el comienzo del partido. Los dos primeros juegos fueron apuntados al resto, buena cuenta de que a ambos jugadores les costó calentarse, entrar en el partido. Poco a poco llegó la normalidad y éstos pusieron sus cartas sobre la mesa: Tsonga llevaba de mano el servicio, el golpeo plano y las subidas a la red: Djokovic, el servicio, la garra y la búsqueda de las líneas de fondo. El equilibrio no se rompió hasta el décimo juego, cuando Tsonga se sacó el comodín de la eficacia y aprovechó los errores no forzados de su rival para apuntarse el primer set con un parcial de 6-4.

Djokovic resurgio cual Ave Fénix

La primera manga dio un plus de confianza al tenista galo, que de sorpresa pasaba a sorpresón. Sin embargo, el juego ganó en intensidad y en dinamismo, ambos tenistas mejoraron el porcentaje de eficacia de sus raquetazos y era común ver al sacador apuntarse el juego. Esta dinámica cambió de dirección en el séptimo juego, cuando Djokovic imprimió una marcha de más, se movió con picardía para mover al francés y logró un valioso break. Una ruptura que le fue suficiente para llevarse el segundo set con un parcial de 6-4, devolviendo la igualada virtual al luminoso.

El tercer set marcaría un antes y un después en el choque. El primero que fallase lo podía pagar caro y así fue. Un tempranero break de Djokovic, que se fue al primer descanso a la silla con ventaja en el luminoso, fue definitivo. Luego conseguiría otro más para cerrar la tercera manga con un parcial de 6-3, pero el juego y las sensaciones eran totalmente favorable al tenista serbio. ‘Nole’ sacó a pasear su revés, un potente golpeo con el que atinó en las líneas y que desquició una y otra vez a un Tsonga que se resistía a tirar la toalla.

Un tie-break que fue definitivo

El cuarto set vino marcado por los problemas físicos de Djokovic. El serbio intentó llegar a una dejada de Tsonga a mitad de pista y se produjo un tirón en el cuádriceps posterior de su pierna de apoyo, que necesitó de asistencia médica. Aún así, ‘Nole’ se anotaba los juegos al servicio en blanco y Tsonga se desesperaba ante tal situación. El galo tuvo sus opciones en el undécimo juego, donde desperdició una bola de break. El choque se decidiría en el tie-break. Los nervios traicionaron a Tsonga, el servicio le dio puntos a Djokovic y el serbio se llevaba la muerte súbita con un mini-parcial de 7-2 y por tanto, el set, el partido y el torneo. Un digno campeón.

Con esta victoria, Djokovic adorna su palmarés, que tenía siete títulos hasta la fecha, con un Grand Slam, sacándose la espinita del US Open del año pasado. Además, de consolida como número tres del mundo, quedándose a 815 puntos de Rafa Nadal -segundo- y a 1.465 de Federer -primero-, siendo una alternativa real y muy a tener en cuenta. Por su parte, Tsonga, la auténtica revelación del torneo, tendrá la difícil tarea de mantenerse.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: